El siguiente poema fue escrito por Sor Juana Inés de la Cruz. Quizá te sorprenda saber que hablaba náhuatl, y más aún, ¡que lo escribía! Poco difundidos se hallan esta capacidad y el amor de nuestra más ilustre figura dentro del arte y el pensamiento por la lengua náhuatl. Sor Juana nació en Nepantla (Tierra-enmedio), Edo. de México, en los límites de este estado con el de Morelos, zona aún hoy en día de lengua y cultura nahoa (para mayores detalles sobre vida y obra, véase su biografía, en el segmento de Historia).

El texto que a continuación presentamos es uno de los villancicos que ella escribió. Puesto que analizar poesía no es tarea fácil, ni su cultivado estilo (aunque del náhuatl ella gustaba la sencillez) modelo que resulte muy didáctico, creemos que la belleza del mensaje y ciertas estructuras y terminaciones nos pueden ayudar a interesarte y enseñarte algo más de náhuatl, todo al mismo tiempo. He aquí el texto y su traducción.

I  
TLA YA TIMOHUICA
TOTLAZO ZIHUAPILLI
MACA AMMO, TONANTZIN
TITECHMOILCAHUILIZ
Si ya te vas
nuestra amada señora
no, madre nuestra
tú de nosotros no te olvides
II  
MA NEL IN ILHUICAC
HUEL TIMOMAQUILIZ
¿AMO NOZO QUENMAN
TIC MOTLALNAMICTIZ?
Aunque en el Cielo
mucho te alegrarás
¿no acaso alguna vez
Harás memoria?
III  
IN MOAYOLQUE MOCHTIN
HUEL MOTILINIZQUE
TLACA AMMO, TEHUATZIN
TIC MOMATLANILIZ
Todos tus devotos
podrán ser llevados arriba
y si no, Tú
con tu mano los alzarás
IV  
CA MITZTLACOMATI
MOTLAZO PILTZINTLI,
MAC TEL, IN TEPAMPA
XIC MOTLATLAUHTILI
Pues te quedó agradecido
tu amado hijo,
sea, pues, por la gente
suplícale
V  
TLACA AMMO QUINEQUI,
XIC MOILNAMIQUILI
CA MONACAYOTZIN
OTICMOMAQUITI
Y si no quiere
recuérdale
que tu carne
tú le diste
VI  
MOCHICHIHUALAYO
OQUIMOMITILI
TLA MOTEMICTIA
IHUAN TETEPITZIN
Tu leche
él bebió
ya si soñaba
también pequeñito
VII  
MA MOPAMPANTZINCO
IN MOAYOLCATINTIN
IN ITLA POHPOLTIN
TICTOMAC HUIZQUE
Que por tu mediación
tus devotos
los faltos de algo
nos haremos merecedores
VIII  
TOLATTACOL MOCHTIN
TIOLOLQUIZTIQUE,
ILHUICAC TIAZQUE,
TIMITZITTALIZQUE
Nuestros pecados todos
echaremos a rodar
al cielo iremos
te veremos
IX  
IN CAMPA CEMICAC
TIMONEMITILIZ
CEMICAC MOCHIHUAZ
IN MONAHUATILTZIN.
Donde para siempre
vivirás
para siempre se hará
tu mandato.

I. Comentario gramatical.

Párrafo I.

A. Nótese que, TI, en la primera línea, significa .

B: A su vez, MO, es la partícula reflexiva te del español.

C. HUICA es el verbo ir.

D. En la segunda línea, seguramente reconocerás cihuapilli (aquí escrito con Z).

E. Fácil es deducir, que si NONANTZIN es mi amada madre, en TONANTZIN, TO significa nuestra (o nuestro).

F. Desde luego, la terminación -TZIN, ya antes abordada, es aquí de veneración. Véase también párrafos II: TEHUANTZIN= reverencial y amoroso; parráfo IV, PILTZINTLI, que significa hijito, hijillo; párrafo V, MONACAYOTZIN, que se conforma de MO=tu, NACATL=carne, YOTL=cualidad, esencia de, es decir, la esencia de tu venerada carne; TETEPITZIN, donde TEPITL es pequeño, chico, y la duplicación de la primera sílaba (abordaremos esto en otro machiotl) expresa un énfasis de intensidad (nótese la influencia muy probable del náhuatl en el chiquititito, del español mexicano-centroamericano) y el sufijo -TZIN añade amor, veneración. Significa, pues: amadísimo chiquitito; párrafo VII, MOPAMPATZINCO: MO = tu, PAMPA significa por, (a) causa, en otro modo: por tu causa, a causa tuya. En náhuatl es posible decir, pues, por tu venerable/muy amada causa; párrafo IX, MONAHUATILTZIN, aquí, MO nuevamente significa tu, NAHUATILLI se traduce como ley, regla, mandato, deber.

Párrafos I, II, III y IX

G. IMOMAQUITIZ. (Párrafo I) Nótese que, al igual que en el poema que analizamos en la parte de lengua, la terminación -IZ se halla presente en varias frases del texto. Se trata, pues, de la expresión de un verbo conjugado en futuro, en este caso, (mo)ilcahuti=olvidar(se). Véase también (mo)maquiti=alegrar(se) (párrafo II); (mo)matlanilli=alzar(se); nemilli=vivir.

H. Por último, observa que cada vez que aparece la palabra XIC se trata de un imperativo.

(Consultar la sección de gramática, en el poema Nonantzin, la palabra XI).